GeorgiaLegalAid.orgGeorgia

La Defensa a un Pleito por Accidentes y Lesiones

Por: Carl Vinson Institute
Lea esto en:
English

Information

DEFENSAS POR AGRAVIOS POR ACCIDENTES Y LESIONES A LAS PERSONAS Y SU PROPIEDAD

Este documento le dice el siguiente:

·¿Cuales son las tres categorías generales de defensa de los agravios intencionales?

·¿Cuales es la defensa de reclamos por negligencia y responsabilidad absoluta?

·¿Que significa el agravio por abuso del proceso judicial?

·¿Como se puede proteger de ser de mandado por agravio?

Las Defensas Contra los Agravios Intencionados

¿Qué ocurriría si te pusieran un pleito por haber ocasionado los agravios intencionados?

Existen tres tipos generales de defensa contra estos agravios: la negación general, la justificación y la mitigación (mitigar significa hacer que algo sea menos grave).

El tipo de defensa basado en la negación general simplemente consiste en que el demandado diga: "No, no hice lo que el demandante afirma que he hecho". Cuando se emplea este tipo de defensa (conocido en inglés como "denial type of defense"), el jurado debe determinar si cree al demandante o al demandado. Entonces concede o niega los daños de acuerdo con el veredicto.

Para emplear la defensa de la justificación, el demandado admite haber hecho los actos alegados por el demandante, pero niega que los actos fueran censurables.

Por ejemplo, supongamos que te hayan puesto un pleito por delito de lesiones ("battery"). Pudieras admitir que arrojaste al demandante al suelo. Pero niegas que fuera un acto censurable pues actuabas en tu propia defensa. Si le jurado está de acuerdo con tu defensa, entonces el demandante pierde el juicio.

El tercer tipo de defensa es la mitigación. Los demandados que emplean esta defensa admiten la conducta de que son acusados. Admiten que su conducta era censurable. Sin embargo intentan reducir la cantidad de los daños que se reclaman, mediante la prueba de que no hubo malicia, mala fe o intención de causar un daño.

Supongamos que tus vecinos te pusieron un pleito por tocar el estéreo a todo volumen por la noche. Podrías afirmar que habrías bajado el volumen si hubieras sabido que les molestaba. En otras palabras, afirmarías que el daño no era intencionado. El éxito de tu defensa depende de si el jurado esté de acuerdo.

La Defensa contra la Negligencia y la Responsabilidad Absoluta

Si alguna vez te ponen un pleito por los daños económicos asociados con la negligencia existen dos defensas principales que podrías emplear. Éstas pueden evitar que el demandante recobre daños monetarios. O pueden reducir la cantidad concedida por daños. Estas defensas son (a) la asunción del riesgo, y (b) la negligencia comparada (o concurrente).

(a)La asunción del riesgo. ¿Qué pasa si el demandado puede probar que el demandante conocía el peligro y sin embargo actuó a pesar de todo? En ese caso, el demandante no podrá recobrar el importe de los daños que ha sufrido. Esta defensa se llama la asunción del riesgo. (En inglés, se dice "assumption of the risk.") Para emplearla, el riesgo debe ser previsible. Supongamos que Adalberto va a un partido de béisbol y que una pelota desviada le golpea. La posibilidad de que ocurriera es previsible. Él ha asumido el riesgo. Sin embargo, ¿qué pasa si el bateador tira el palo en la dirección de las gradas después de batear y le da a Adalberto? Ese riesgo pudiera no ser previsible. El bateador puede ser responsable.

(b)La negligencia comparada. Algunas veces la lesión se causa por la negligencia de las dos partes. Bajo la regla de la negligencia comparada ("comparative risk" en inglés) se le asigna a cada parte un porcentaje de la negligencia total (100%). El demandante solo puede recuperar los daños monetarios si su porcentaje de la negligencia sea inferior al 50%.

Para determinar la cantidad concedida en el juicio, el jurado determinaría primero cuánto darle al demandante por su lesión. Entonces, la cantidad se reduciría descontando el porcentaje que el demandante tiene en la falta. Digamos que en la ilustración 10-3 el jurado concedió a Walter $5,000 por sus lesiones, pero determinó que un 20% de la negligencia se debía a él. La cantidad total concedida sería $4,000 (o sea $5,000 menos el 20%).

En Georgia, la regla de la culpa comparada ha reemplazado a la regla más severa de la culpa concurrente.Sin embargo, la culpa concurrente (o sea, "contributory negligence" en inglés) se emplea todavía en algunos otros estados. Bajo esta ley más severa, el demandante no podría recobrar ningún daño si ha sido negligente en lo más mínimo.

Defensas de Reclamos por Responsabilidad Absoluta

En el caso de la responsabilidad absoluta, el demandado intentaría mostrar queel producto no era la causa de los daños o que no había daños. El uso erróneo del producto también puede ser reclamado, aunque los tribunales han dicho que los errores deben ser anticipados.

Los Pleitos Abusivos

La legislatura de Georgia creó hace poco otra clase de agravio que los demandantes o los demandados pueden emplear como defensa. Son los agravios por abuso del proceso judicial. Tienen lugar cuando una parte inicia una reclamación o declara una defensa con malicia y sin una base legal o efectiva.

SITUACIÓN 28Benjamín va en automóvil por la carretera sin prestar atención. Y choca con el parachoques trasero del vehículo de Reina. Ella le pone un pleito por daños. Benjamín reclama que él no fue negligente y que el accidente fue la culpa de Reina, aunque sabe que eso no es la verdad.

Benjamín puede ser culpable bajo este principio legal. La defensa que declaró no tiene ninguna base efectiva. ¿Qué pasa si su defensa fue que Reina tenía la obligación legal de mirar en el espejo retrovisor cada unos pocos segundos para evitar la posibilidad de que Benjamín cometiera una negligencia? Esa defensa no tendría una base legal. No existe semejante obligación legal.

LA PROTECCIÓN CONTRA LOS PLEITOS

¿Cómo te puedes proteger contra un pleito por agravios? La cantidad que pueden pedir es devastadora-por miles de dólares. Tu mayor protección es tener cuidado en tus actividades cotidianas. La ley no es difícil de seguir. Requiere simplemente que una persona se porte de modo que no ocasione los daños a la persona o a la propiedad (bienes) de otro.

Sin embargo, te puedes proteger mejor de las consecuencias de un acto de negligencia con una póliza de seguros. Los dos tipos de seguros más corrientes son los que cubren al propietario y al automovilista. El seguro provee una cantidad que se puede desembolsar si la persona asegurada comete una negligencia que causa los daños. Fíjate que la mayoría de las pólizas de seguros no cubren los daños y agravios intencionados que resultan en los daños a la persona o a la propiedad.

*Extraído de Una Introducción a la Ley en Georgia, Tercera Edición, publicado por el Instituto Gubernamental Carl Vinson, 1998 (actualizado en el aZo 2001). El Instituto Vinson no es responsable de errores en el texto electrónico. El contenido es puramente informativo; y de ninguna forma la información del libro deberá considerarse como consejería legal para ninguna persona en ningun asunto en el cual hayan implicaciones legales. Tal materia deberá de ser tratada con un abogado. El libro se encuentra a la venta en www.cviog.uga.edu o contactándose con el Programa de Publicaciones del Instituto Gubernamental Carl Vinson, Universidad de Georgia, 201 M. Milledge Avenue, Athens, GA 30602; teléfono 706-542-6377; fax 706-542-6239.

Última revisión y actualización: Jul 30, 2004